Conoce la Costa del Sol: El Caribe europeo
Conoce la Costa del Sol: El Caribe europeo

Conoce la Costa del Sol: El Caribe europeo

Mientras que muchos viajeros ya tienen clara la playa en la que pincharán su sombrilla y pondrán sus hamacas durante las próximas vacaciones, otros aún no han encontrado el destino vacacional que está esperando para ellos. Un lugar en donde poder relajarse y tostarse un poco bajo los rayos del sol. Así es, uno de los destinos principales que no pueden faltar – y no sólo durante las vacaciones de este año – puede ser la región española de la Costa del Sol.

Sí, allí… en pleno sur de la península ibérica, en la española Andalucía, se encuentran lugares turísticos tan conocidos como Málaga, Torremolinos, Marbella, Fuengirola o Estepona. Por eso, si no conoces esta parte de España, una opción muy interesante y a la que te animamos es conocer un poco más sobre esta clásica y popular región de vacaciones – por algo será… – rica en pescaítos, playas, sol y también monumentos.

Entre otras cosas, la Costa del Sol ofrece veranos eternos con temperaturas agradables durante todo el año, especialmente si disfrutas más del calor que de las templadas temperaturas de otras latitudes españolas.

Por supuesto, un aliciente aquí también es que existen numerosas playas entre las que decidirse. Playas que ofrecen fantásticas condiciones para que los turistas, sean quien sean, disfruten de numerosas atracciones acuáticas, refrescantes bebidas y de lugares en donde también las almas más sosegadas puedan recurrir a la calma de sus románticas calas.

En definitiva, aquí hay sin duda algo que te está esperando. Por ello, la Costa del Sol es uno de los destinos turísticos de Europa más interesantes, por estas y otras razones…

Lo más recomendable es visitar esta región al completo o, al menos, conocer los lugares más emblemáticos que aquí esperan a ser descubiertos. Y la mejor manera de hacerlo es sin estrés, ni límites de horario ni de desplazamiento.

Por eso, sí… lo has adivinado, aquí otra opción que se presta muy, muy interesante es alquilar coche en la Costa del Sol: la mejor opción para disfrutar de las vacaciones con tu familia o amigos, mientras exploras lo que hasta ahora era territorio por conocer, sin ningún tipo de preocupación añadida.

Lo que no puedes dejar de visitar en la Costa del Sol

Málaga. Sin duda, la primera ciudad que hay que visitar cuando se explora la región de la Costa del Sol. Tanto si eres amante de la diversión hasta las últimas horas de la madrugada, como si eres un aficionado – grande o pequeño – a la historia, aquí tendrás siempre algo que hacer.

Su catedral gótica, el anfiteatro, la fortaleza de la Alcazaba… son sólo algunas de las muestras con mucha historia, que se pueden encontrar al visitar esta ciudad.

Marbella. Esta ciudad malagueña es, cómo no, un lugar encantador… con pintorescas y marinas plazas, calles y callejuelas. No faltarán playas hermosas, ni entornos únicos en donde los aficionados al golf disfrutarán de este emblemático lugar. Marbella es el centro turístico del lujo, con un alto nivel de vida al que sin duda se adhieren muchos famosos. Aquí encontrarás también un puerto deportivo, interesantes bares y también casinos.

Si puedes y tienes tiempo, no dejes de ir a Estepona. Con la Sierra Bermeja como marchamo del entorno, ayuda a formar un ambiente único. En el propio centro de la ciudad, disfrutarás de la cultura española en su máximo exponente.

Otro de los pueblos interesantes de la Costa del Sol es Torremolinos: una ciudad de entretenimiento, discotecas y clubs. También está aquí el parque acuático Aqualand y, por supuesto, las playas, caracterizadas por su entrada gradual en el mar.

Entonces, ¿te hemos convencido ya sobre cuál debe ser tu próximo destino de vacaciones? Vayas adonde vayas, vengas de donde vengas no dejes de visitar esta preciosa región de España, con un clima benigno por naturaleza en donde al tostar de los pescados en la parrilla se le une la alegría de niños y no tan niños corriendo por sus soleadas e infinitas playas.

Visita el lugar al que mucha gente invariablemente vuelve una y otra vez, para disfrutar de agradables días  – no sólo en verano, en un entorno único y sin par al que siempre querrás volver.

Compartir